¿Cómo dejar de tener hambre? 10 consejos para combatir el hambre

El hambre se produce cuando el cuerpo carece de energía. A menudo esta sensación aparece durante una dieta, algunas personas tienen la impresión de sentirla todo el tiempo. ¿Pero cómo lo hacemos? ¿Cuáles son las soluciones para contrarrestar este sentimiento? ¿Cómo puedes no tener más hambre? ¿Cómo mantener el control? ¿Cómo alcanzar un peso ideal?

Cuando se tiene hambre, a menudo se tiende a picar, pero en el contexto de una dieta de adelgazamiento, esto no es aconsejable. Para limitar esta sensación de hambre lo más posible, no dude en tomar algunos de nuestros consejos en su vida diaria. Gracias a ellos, podrás mantener el control y contrarrestar este misterioso apetito.

Cómo dejar de tener hambre: nuestros 10 consejos para limitar esta sensación

1 – Mantén tu mente ocupada

Aunque esto pueda parecer difícil de hacer, no es imposible. De hecho, cuando tienes hambre, a menudo es difícil pensar en otra cosa porque tu estómago está muy apretado y grita de hambre. Sin embargo, hay que tener en cuenta que esta sensación de hambre puede producirse después del entrenamiento físico, pero también por aburrimiento. De hecho, cuando te aburres, tu cerebro tiende a recordarte que tu cuerpo tiene hambre. Por lo tanto, es importante encontrar una ocupación. Puedes hacer deporte, leer un libro o ver la televisión. Por otro lado, evita las distracciones relacionadas con la comida, porque esto sólo aumentará tu sensación de hambre.

2 – Agua: un efectivo supresor del apetito

¿Cómo puedes no tener más hambre? ¡Bebe agua! Esta es una solución muy efectiva y saludable. El agua tiene muchos beneficios, incluyendo el de ser un supresor natural del apetito. Además, el agua llena el estómago e induce una sensación de saciedad. ¡Cuando lo bebes, el deseo de comer desaparece!

lea  Ocupación antes y después: los resultados del desafío de la ocupación ilegal de 30 días

Además, si ha comenzado una dieta de adelgazamiento, el agua es muy recomendable cuando se quiere perder peso. De hecho, el agua tiene el poder de mejorar la función renal eliminando las toxinas malas.

Nota: Se recomienda beber uno o dos vasos de agua 15 minutos antes de las comidas. Esto facilitará la digestión y reducirá la cantidad de comida que se consume.

3 – Evitar comer alimentos dulces

Los azúcares, también conocidos como carbohidratos, son sustancias que el cuerpo absorbe muy rápidamente. Cuando los comes, unas horas más tarde, tienes hambre, porque tu cuerpo lo ha digerido todo en poco tiempo. Por lo tanto, se recomienda no consumir demasiada azúcar durante el día.

Por otro lado, si se quiere comer un alimento dulce, es aconsejable hacer ejercicio al mismo tiempo. De hecho, los azúcares tienden a convertirse en grasa y por lo tanto te hacen engordar.

4 – Centrarse en las proteínas

Las proteínas contenidas en la carne, el pescado, los huevos y las verduras son buenos aliados en la lucha contra el hambre. Además de satisfacer el estómago, también se recomiendan las proteínas como parte de una dieta de adelgazamiento.

Por lo tanto, deben ser consumidos con todas las comidas. Un desayuno rico en proteínas le ayudará a sentirse más lleno durante más tiempo.

5 – Come despacio

No apurarse a comer es importante. De hecho, cuando te tomas el tiempo para disfrutar de tu comida, esto tiene múltiples beneficios para tu cuerpo:

El número de calorías ingeridas es menor.
Podrás beber más entre bocados, lo que te permitirá satisfacerte más rápidamente.
Comerás menos porque tu estómago se llenará más rápido.
La masticación será más lenta y la digestión más fácil.
Dejarás de tener hambre.

lea  Phen24 opinión 2020 – Testimonio acerca de 4 semanas – ¡Leer antes de comprar!

6 – Comer fibra

¿Cómo puedes no tener más hambre? ¡Come algo de fibra! La fibra le ayudará a controlar su hambre y limitar sus posibles antojos de comida. Por lo tanto, se recomienda comer fibra en cada comida y refrigerio.

7 – Hacer deporte

Contrariamente a la creencia popular, el deporte producirá endorfinas (una sensación de bienestar). Este último tiene el poder de limitar la sensación de hambre.

8 – Cepillar los dientes

¿Cómo puedes no tener más hambre? Recuerde cepillarse los dientes con pasta de dientes de menta. Este sabor dulce le recordará a tu cerebro que acabas de comer comida dulce.

El sabor de la menta actuará como un supresor del apetito. Cepillarse los dientes es, por lo tanto, una buena manera de detener el hambre.

9 – ¡Duerme bien!

Es bien sabido que la gente que no duerme bien tiende a tener más hambre. De hecho, la sensación de sueño lleva a la producción de la hormona grelina, que aumenta el apetito. El deseo de dormir también lleva a una disminución de la producción de leptina, la hormona de la saciedad.

10 – Apriete sus abdominales

Cuando tienes hambre, tu estómago se mueve y te duele. Al contraer tus abdominales, comprimes tu estómago y llenas esta sensación de hambre. Además de minimizar su apetito, esto le permite contraer sus músculos y reafirmar su estómago al mismo tiempo.